A casi 30 años de una revolución diferente.

cello c Vivaldi
A casi 30 años desde el inicio de la verdadera revolución en Chile de los sistemas de previsión social del trabajo, muchos de los dirigentes del mundo social, de las organizaciones de trabajadores, intelectuales y políticos no han logrado aquilatar la verdadera transformación estructural que significa para su libertad individual, ser partícipe del proceso que abordó el país desde 1980-1981 y hasta su actual desarrollo hoy en un contexto mundial comparado de economías emergentes. La intervención del principal dirigente de la CUT, en el primer 1º de mayo del recién asumido gobierno del presidente Piñera, muestra que sus reflexiones aún leen el mundo social y del trabajo del siglo pasado, en una lastimera desconfianza para con el sentido del emprendimiento y la responsabilidad que hizo crecer al país en este lapso. Más complejo aún de entender si, a priori, se plantea con opciones críticas ante cualquier propuesta gubernamental en estas materias, que ni siquiera se conocen hasta ahora como iniciativas legales concretas, por lo que el anuncio de paros y marchas en contra de ello resulta una suerte de miopía y obstrucción política reprochable que no va con el liderazgo moderno del sindicalismo, ni con una visión de país con que el resto del mundo nos categoriza y de la cual se han vanagloriado las últimas administraciones. Ojalá la cordura vuelva a templar los ánimos y la reflexión moderada a ocupar a la razón, para que el tiempo recorrido de esta experiencia puntera de reforma observada y envidiada por muchas otras comunidades mundiales mantenga y perfeccione el espíritu que la concibió.
Edo Berrios C.

Anuncios

4 pensamientos en “A casi 30 años de una revolución diferente.

  1. POLÍTICA Y GERENCIA PÚBLICA
    Tengo la impresión que muchos políticos de la Coalición por el cambio deberían aprender algo más de Gerencia en Administración Pública y a prender a no perder el capital electoral que por malas opciones también se pierde al igual que el capital económico.
    Cuando se ha ganado una elección, en una contienda tan competitiva, legal y legitimada, con el reconocimiento de la sociedad, es altamente probable que el capital político sea positivo. Es decir, que dicho capital le de al sustentante un margen de inversión inicial para empezar la difícil labor de gobernar. Pero es necesario tener muy en cuenta el capital político, que como he dicho, al igual que el económico, se gasta, se agota y nos puede conducir a la quiebra.
    Estoy terminando un Diplomado Internacional en Avances Gerenciales en Administración Pública y espero poder transmitir estas experiencias en Chile

    Rodrigo González Fernández
    http://el-observatorio-politico.blogspot.com/2010_03_19_archive.html

    Me gusta

  2. NUEVA VISIÓN DEL TRABAJO Y ACTITUD POSITIVA
    Interesantes los comentarios de don Eduardo Berríos, la democracia chilena tiene un sector minoritario que convoca poco en sus acciones, tal vez su capacidad de “crear banderas de lucha” se agotaron, o bien que nunca las tuvieron ya que siguen con los mismos argumentos de hace, a lo menos 80 años o más; ellos no son parte de la Concertación, miran al Caribe, siguen añorando la “democracia socialista”, es decir aquella en que sólo debaten los miembros del Partido único, que como miembros gozan de los privilegios e imponen su voluntad al resto de la población, ¿qué ejemplo pueden ser en estos tiempos?
    Ahora en que las personas buscamos acortar las jornadas laborales, tener más de un empleador, trabajar a distancia, horarios flexibles, ellos siguen pensando en el trabajo en que el hombre es esclavo de la máquina, ahora las máquinas se manejan remotamente desde centros especializados (Mina el Teniente de Codelco) y, en el futuro, será posible hacerlo desde la casa. ¿Por qué no piensan en esas posibilidades?, ya no convocan a más de 7.000 personas sus “actos de masas”, no entienden que en la actualidad en Chile Gobierno y Oposición se acercan en beneficio de la población (esa es actitud positiva de 10 parlamentarios de la concertación que aprobarán el Plan de Reconstrucción).

    Felicitaciones don Eduardo,
    Marcos Palma
    [Cientista Político y Académico]

    Me gusta

  3. Realidades divergentes . . ?
    No puedo dejar de comentar sobre lo expuesto en éste blog, me atrevo a coincidir en las palabras del cientista político académico Marcos Palma en que los reclamos de la Izquierda son añejos y pasados de moda. Sin embargo, por académico que es, debería saber que el desarrollo intelectual de los trabajadores en Chile es mínimo y por ende las posibilidades de obtener más de un empleador, trabajar en grandes maquinas computarizadas, el manejo de tecnología de punta, es prácticamente imposible. La realidad de un trabajador en Chile no dá para tener más de un empleador a no ser que sea un academico connotado y no un trabajador que apenas ha terminado el cuarto medio. Me imagino que ha leído los datos del INE y del PNUD.

    Me gusta

Responder . . . saludos

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s